22 Dic

BELÉN MONUMENTAL DE LA IGLESIA

BELÉN MONUMENTAL DE LA IGLESIA

1

Belén monumental: Una gran obra de dos familias.

6

9

18

3

16

     Estas son las segundas navidades en la que todos los vecinos de Fresno podemos disfrutar del Belén monumental ubicado en la Iglesia.

     Obra llevada a cabo por Joaquín López e Isidro Martín, con ayuda de sus respectivas familias.

     Nos cuentan que surge la idea en la Navidad del año 2013-2014, en la que contaban con el Misterio solamente, y se preguntaron que, por qué no hacer algo más para que nuestros nietos lo disfruten. Y así fue, se pusieron manos a la obra con todo el tiempo del mundo, ya que ambos disfrutaban de la jubilación, y empezaron a construir casas y decorados con materiales reciclables como, cartón, poliespan …

     Una vez avanzada la obra, decidieron montarlo en la guardilla de la casa de Isidro.

    Don José María, cura párroco de Fresno, comenta que se podría hacer un Belén monumental en la Iglesia, para disfrute de todos los vecinos, y ésto llegó a oídos de Joaquín e Isidro y no lo dudaron, hablaron con él y enseguida se pusieron a trabajar.

    Después de un año de trabajo, en el que cada uno en sus respectivos domicilios, Madrid e Irún, y mandándose fotos para compartir ideas y dar opiniones, vimos finalizada su gran obra. Obra en la que cada uno tenía sus respectivas tareas; Joaquín se encargaba de todo lo relacionado con la electricidad, la fontanería, cimentación … Isidro de las figuras y la distribución. Contaban con el asesoramiento, en cuanto a decoración se refiere, de Paula, mujer de Isidro, ya que en el colegio donde trabajaba, durante muchos años se encargaba de colocar el Belén.

    Cuentan con su imaginación para hacer este trabajo, pero también se apoyan en las nuevas tecnologías, ya que internet también los supuso gran ayuda. Además, se han inspirado, en grandes Belenes monumentales que han ido viendo en sus vacaciones, llamándoles la atención el de Arcos de la Frontera y el de Viena, de donde han cogido ideas.

     Todo trabajo tiene una inversión, ya que aunque han utilizado materiales de reciclaje, era necesario comprar otras cosas, como luces, casquillos, bombas de agua, tuberías … y todo ellos ronda el importe de los 6.000 €.

   Solo queda, desde el ayuntamiento y de parte de todos los vecinos, dar las gracias a estas dos familias por su trabajo, esfuerzo y dedicación. MUCHAS GRACIAS.